La firma gallega Koama, perteneciente al Grupo Ingapan y especializada en cocina de alta gama a partir de soluciones sous-vide (al vacío), presenta sus nuevas propuestas para ofrecer un menú selecto y especial de cara a las fiestas navideñas. Entre ellas, el Costillar de cochinillo confitado.

Costillar de cochinillo confitado
El Costillar de cochinillo confitado queda jugoso, tierno y crujiente

El Costillar de cochinillo confitado, incluido en el nuevo catálogo de productos navideños de Koama, es un producto que se caracteriza por la textura, aroma y sabor que le aportan largos procesos de cocción al vacío, que permiten obtener carnes tan tiernas que incluso se pueden desgüesar con cuchara.
Elaborado exclusivamente con aceite de oliva, sal,vainilla y pimienta blanca, además del propio chufletero de cochinillo, para regenerarlo basta con descongelar previamente en el frigorífico durante 9 horas.
Para calentarlo, si se opta por horno de convección, hay que precalentar el horno a 160º-180ºC, colocar el producto sin bolsa sobre una bandeja y calentar durante 10-15 minutos. Durante los tres últimos minutos hay que subir la temperatura a 200ºC para que la piel adquiera una textura crujiente.
El cochinillo confitado se presenta en raciones de 350 g por bolsa, con 6 unidades por caja, y una vida útil en refrigerador de 21 días.
Una solución perfecta y apetitosa para restaurantes y banquetes. Además del Muslo de pintada relleno; el Redondo de ciervo o el Rosbeef de ternera, presentes ya en el catálogo, Koama repite con una referencia que el año pasado tuvo mucho éxito, el Rulo de pavo relleno, un plato perfecto para un menú de Navidad, que sorprenderá al cocinero por su enorme versatilidad.
Rulo de pavo relleno
El Rulo de pavo relleno, una solución muy versátil para los menús navideños

Y este año, como novedad, también se lanza el Rulo de pollo relleno.
La gama de Koama pretende facilitar el trabajo y ayudar a economizar todo tipo de cocinas, desde las más vanguardistas hasta las más tradicionales.