/p>>Cada vez se ven más en los baños de hoteles y restaurantes los secadores de manos Dyson Airblade, capaces de secar las manos completamente en sólo diez segundos. El nuevo modelo Dyson Airblade dB introduce una mejora sustancial: es un 50% más silencioso, sin alterar su eficacia ni rapidez, ni su mínimo consumo energético.

El secador de manos Dyson Airblade dB
El nuevo secamanos, en blanco y en gris, es muy robusto, eco-eficiente y más silencioso

Los secadores de manos Dyson Airblade son ultrarrápidos gracias a dos finas capas de aire que, tras pasar por un filtro HEPA anti-bacterias, salen a una velocidad de 690km/h, barriendo literalmente el agua de las manos como si fuera un limpiaparabrisas.
El problema es que cuando estas dos finas capas de aire colisionan a tal velocidad, se crean turbulencias que generan ruido.
Para reducir este ruido, los ingenieros de Dyson han rediseñado las aperturas por las que sale el aire. Las aperturas, ahora con forma ondeada, incrementan la distancia que recorren las dos capas de aire antes de colisionar; por tanto, al hacerlo emiten menos ruido.
Además, en ambas aperturas, se ha incluido una pestaña sobresaliente que cambia el ángulo en el que sale el aire y que disminuye aún más el ruido que antes generaba.
Por tanto, el secador de manos Dyson Airblade dB es un 50% más silencioso que el modelo Dyson Airblade anterior, pero igual de eficiente y rápido.
Mínimo consumo energético
Igual que el resto de secadores de manos Dyson Airblade, el nuevo modelo es también eco-eficiente. Su consumo energético es mínimo, ya que es capaz de secar 18 pares de manos por el precio de una sola toalla de papel. Su coste energético anual es de unos 50 euros.
El secador de manos Dyson Airblade dB  en gris
Este secador es capaz de secar 18 pares de manos por el precio de una sola toalla de papel

Además, incluye el motor digital Dyson V4, sin escobillas de carbono, capaz de acelerar de 0 a 90.000 rpm en menos de 0,7 segundos. Se trata de uno de los motores de 1.600W más pequeños y compactos del mundo. Al no tener escobillas, sus emisiones de CO2 son prácticamente nulas.
De hecho, el secador de manos Dyson Airblade dB genera un 62% menos CO2 que las toallas de papel y al menos un 67% menos que algunos secadores de manos de aire caliente. Según la firma británica que lo fabrica, «si todo el mundo se secase las manos una vez al año utilizando toallas de papel, los residuos de papel podrían cubrir una línea recta de 2 billones de metros (5 veces la distancia a la luna )».
 Higiénico y resistente
Al contrario que los secadores de manos de aire caliente convencionales, los secadores de manos Dyson Airblade™ son higiénicos ya que el aire pasa por un filtro HEPA que elimina el 99,9% de las bacterias antes de ser expulsado sobre las manos.
El Dyson Airblade dB está fabricado en policarbonato (70%) y ABS (30%). Se trata de un material robusto y resistente, incluso a actos de vandalismo. El fabricante ofrece 5 años de garantía para las piezas y 1 para la mano de obra. 
Su PVP recomendado: 1.049 euros + IVA.